Gran abundancia de productos frescos

El secreto del éxito de la gastronomía de Cas Gasí reside en los productos de temporada que se cosechan diariamente, semanalmente y mensualmente de los huertos  de verduras y frutas de la finca.

Utilizando las labores tradicionales de cultivo ibicencos, incluyendo la plantación de productos según las fases de la luna y según las temperaturas de cada estación, los huertos producen constantemente nuevas cosechas, incluyendo patatas, cebollas, ajos, brócoli, calabacín, berenjenas, remolacha, una variedad de lechugas y coles, tomates, granadas, nísperos, naranjas, limones, higos, fresas y cerezas, una larga lista que se va extendiendo cada año.

“Es un proceso continuo”, dice Margaret von Korff, propietaria y entusiasta de la agricultura biológica. “Hay vegetales frescos que cosechar cada día y no puedes dejar pasar un día ya que hay que recoger las verduras cuando están en su mayor punto de frescura”. La creatividad en la cocina es parte del proceso, para poder maximizar las últimas cosechas y asegurarse de que el desperdicio es mínimo (que se utiliza como alimento para las felices gallinas de Cas Casí).

Desde la congelación inmediata de judías verdes, la creación de conservas de pistos elaborados con berenjenas y calabacines, salsas de tomate, delicioso membrillo, conservas de fruta y confituras, mermelada de las deliciosas naranjas a limonada casera, sabrosos zumos de frutas, ginebra aromatizada con sabores frescos y comidas sanas y caseras, realmente no existe un límite en el aprovechamiento de los alimentos frescos y orgánicos sacados del huerto de Cas Gasí.